kit connor

El actor Kit Connor, de tan solo 18 años, ha adquirido una gran popularidad en los últimos tiempos por su participación en la serie ‘Heartstopper’, en la que da vida a un joven estudiante, la estrella del equipo de rugby y el amor platónico de muchas de sus compañeras, que acaba cultivando un romance secreto con otro adolescente de su clase.

Nick Nelson, como se llama su personaje, experimenta un torrente de emociones contrapuestas en el transcurso de su relación con Charlie Spring, a quien encarna el actor Joe Locke. Además de disfrutar del romance de estos jóvenes y de ser testigos de los conflictos internos que viven los protagonistas, muchos de los espectadores no han tardado en especular en las redes sociales con la propia sexualidad de los intérpretes.

Algunos de los usuarios más extremos han llegado a acusar a la serie de Netflix de ‘queerbaiting’, esto es, de apelar directamente al público homosexual al tiempo que recurre a actores heterosexuales para abordar tales temas, una medida, por otro lado, concebida para forzar a los artistas a aclarar cualquier duda sobre su orientación sexual. En el caso de Kit Connor, la estrategia ha surtido efecto.

El joven británico ha echado mano de su cuenta de Twitter para anunciar que es bisexual, una salida del armario en toda regla con la que, sin embargo, no se siente demasiado satisfecho. Y es que Connor asegura que se ha visto obligado a hacerlo debido a la presión recibida en la esfera virtual. “Vuelvo por un minuto. Soy bi. Enhorabuena por forzar a un chico de 18 años a salir del armario. Creo que algunos de vosotros no habéis entendido el mensaje de la serie. Adiós”, ha escrito en su perfil.

Aunque no ha querido dar más detalles sobre el detonante de su decisión, hay que recordar que hace unos días salieron a la luz unas fotos en las que Connor aparecía paseando de la mano junto a la también actriz Maia Reficco. Esas imágenes intensificaron los ataques contra el actor a cuenta del mencionado ‘queerbaiting’.

La creadora de ‘Heartstopper’, Alice Oseman, ha salido rápidamente a la palestra para expresar su apoyo a la estrella de la serie, criticando además a esa sección de la opinión pública que parece haberse obsesionado con los aspectos más íntimos de las celebridades, exigiéndoles total transparencia como si se tratara de un imperativo moral. “Espero que estéis avergonzados por hacer conjeturas sobre la sexualidad y juzgar en base a estereotipos. Kit, eres maravilloso”, ha publicado.