Lexi Magnusson

Qué perraaaaa!!!

Una mujer que reside en Washington formó la bandera del colectivo del LGBT con las luces de Navidad para desafiar a su vecina homófóba.

Lexi Magnusson, de 34 años, cubrió su césped con 10.000 luces de Navidad con los colores de la bandera gay. Lexi decidió esto tras la declaraciones homófobas de su vecina, según publica The Huffington Post.

“Ella es mormona y escuchó que nosotros también. Creo que ella pensó que aún somos creyentes, aunque mi marido dijo que ya no asistimos”, confesó Lexi, quien añadió: “Me imagino que creyó que teníamos la misma creencia sobre la comunidad LGBT que la iglesia, pero no es así. Esa es la razón por la que nos salimos”.

La vecina comentó que se mudaron a Washington porque en Oregón sus hijos estaban expuestos a los gays y a los transgéneros. A lo que Lexi contestó que sus hijos siempre van a estar expuestos a este colectivo, “los niños deben saber que no tienen que tratar diferente a otras personas”, puntualizó y entró a su casa enfadada.

Magnusson sabía que tenía que tomar una decisión, así que, como gran fan de las luces de Navidad, realizó una bandera del arcoíris.
“Envié un texto a mi primo que ama las luces de Navidad como yo, y que es gay. Él aprobó todo. Yo quería que el arcoíris destacara por lo que significa”.
¡Así voy a adornar mi casa!